Spanish
Français

La #Inmunooncología: Trending Topic 2014

Por Esther Bonet (ebonet@antares-consulting.com). Business Manager de la Unidad de Bioindustrias y Farmacia de Antares Consulting.

INTRODUCCIÓN

Tras los congresos anuales de la American Society of Clinical Oncology (ASCO), de la European Society For Medical Oncology (ESMO) y de la International Society for Cell Therapy (ISCT), todos celebrados recientemente, cabe destacar que la inmunoterapia en cáncer está avanzando posiciones para situarse en primera línea en los tratamientos contra el cáncer.

Los ensayos clínicos ponen de manifiesto resultados prometedores de la inmunoterapia en pacientes oncológicos, si bien es cierto que también pueden causar efectos adversos que debemos tener en cuenta ya que tienen un alto impacto en el manejo de la enfermedad y en la calidad de vida de los pacientes.

Además, la conocida revista Science nombró, osadamente, la inmunoterapia en cáncer el avance científico del año 2013. ¿Por qué osadamente? En realidad contamos en este momento, solamente con las primeras evidencias de eficacia, únicamente un producto aprobado en el mercado y se desconoce todavía qué impacto tendrán, a largo plazo, las inmunoterapias para combatir el cáncer. Sin embargo, los primeros resultados son tan esperanzadores, que vale la pena analizar la situación más de cerca.

EN QUÉ PUNTO ESTAMOS

A pesar de que a finales del siglo XIX, un cirujano de Nueva York ya curó algunos pacientes con cáncer provocándoles una infección de tal forma que fuera su sistema inmunitario el que combatiera el tumor, no fue hasta los años 80 que se iniciaron las principales investigaciones en este campo y que están ofreciendo los primeros resultados clínicos desde el año 2008.

¿En qué consisten las inmunoterapias en cáncer? En la figura 1, se resumen las principales estrategias en estudio en este campo.

Figura 1. Clasificación de las inmunoterapias según su estado de madurez.

Fuente: elaboración propia según referencias.Clasificación de las inmunoterapias según su estado de madurez

La inmunoterapia basada en anticuerpos es la más conocida y en la que hay más estudios en curso. Actualmente hay dos productos aprobados en este grupo de inmunoterapias: ipilimumab, de Bristol-Myers Squibb,y pembrolizumab, de Merck, ambos medicamentos indicados para el tratamiento de melanoma. La inmunoterapia adoptiva basada en células T se ha empezado a probar en pacientes recientemente; está en una fase de investigación menos madura. Y el resto de estrategias (“otras inmunoterapias” en la figura) están en fases más preliminares todavía. Otros cánceres que parece podrán beneficiarse primero de los avances en inmunoterapia son los de pulmón, riñón y de vejiga.

Las alternativas terapéuticas más utilizadas en cáncer buscan combatir el tumor incidiendo directamente en él a través de agentes químicos (quimioterapia), radiaciones dirigidas (radioterapia), o incluso gracias a anticuerpos (por ejemplo trastuzumab, de Genentech, que tiene varias indicaciones en cáncer). Sin embargo, la inmunoterapia busca potenciar o desbloquear el sistema inmunitario para que sea este el protagonista a la hora de combatir al conjunto de células cancerosas. Es un cambio de paradigma en el abordaje del cáncer.

Figura 2. Acuerdos recientes en el ámbito de la inmunoterapia en cáncer

(todos los acuerdos sin fecha corresponden al 2014)

Acuerdos recientes en el ámbito de la inmunoterapia en cáncer PERSPECTIVAS Y RETOS

Como mencionaba al inicio, la inmunoterapia es mediática en este momento, es el trending topic en el campo de la oncología este año. Pero de momento estamos frente a la publicación de los primeros resultados; queda mucho recorrido por delante. La misma revista Science se pregunta en su publicación si no han sido irresponsables nombrando la inmunoterapia en cáncer como avance científico del año cuando todavía no se sabe cuál será el verdadero impacto de los próximos hallazgos y futuras investigaciones. Lo que sí es cierto es que han puesto a la inmunoterapia en cáncer en el punto de mira, y tal vez de esta forma, si se analiza correctamente en qué punto estamos, se podrán planificar y dirigir mejor las futuras líneas de investigación en este ámbito.

Los retos de los investigadores, médicos, centros de investigación básica e investigación translacional y por ende, de las compañías farmacéuticas y biotecnológicas son los siguientes:

Retos científicos y clínicos

  • Potenciar la investigación básica que permitirá conocer mejor cómo funciona el sistema inmunitario.
  • Conocer mejor los mecanismos moleculares de las diferentes inmunoterapias en estudio.
  • Identificar biomarcadores: se ha visto que en determinados pacientes, existe una respuesta frente al tratamiento y en otras no. Será importante comprender el por qué y disponer de estrategias para poder identificar en qué casos será efectiva la inmunoterapia.
  • Para los tipos de tumores en los que la inmunoterapia no es tan efectiva por sí sola, probar combinaciones que aumenten las posibilidades de éxito del tratamiento.
  • Y todo ello, controlando los efectos adversos

Retos organizativos

  • Potenciar la investigación traslacional para que los datos de la práctica clínica lleguen a los investigadores y permitan diseñar rutas de investigación más útiles y efectivas.
  • Potenciar la industria biotecnológica que ofrece herramientas y tecnologías para diseñar tratamientos.
  • Establecer colaboraciones entre la industria y la academia.
  • Destinar los recursos económicos necesarios.
  • Retener el talento y ¿por qué no?, atraer el de fuera.

En conclusión, los resultados positivos en inmunooncología publicados recientemente generan un ambiente de optimismo para el sector y para la sociedad en general, pero debemos ser prudentes, ya que no estamos frente a tratamientos definitivos en la lucha contra el cáncer.

REFLEXIÓN FINAL

No nos olvidemos que, aunque las perspectivas son prometedoras, cuando los tratamientos son finalmente aprobados por las autoridades, debemos ser responsables y permitir que los pacientes tengan acceso a ellos. En el caso de los medicamentos innovadores de elevado coste, esta cuestión es difícil de abordar debido a las barreras existentes desde el momento de la aprobación del producto por parte de la agencia reguladora correspondiente hasta que el producto llega al paciente. ¿No habría que replantear el acceso al mercado de este tipo de terapias?

Referencias

  1. Couzin-Frankel, J. Cancer Immunotherapy. Science. 2013; 342: 1432-1433
  2. Weintraub, K. Releasing the brakes. Nature. 2013; 504: S6-S8
  3. Hildebrandt, M. et al. Immunotherapy: opportunities, risks and future perspectives. Cytotherapy. 2014; 16: S120-S129
  4. Darcy P., Ritchie D. Editorial overview: Tumor immunology: New frontiers in cancer immunotherapy. Current opinion in Immunology. 2014; 27: vii-x
  5. Cover story: waking the body’s troops to fight cancer. European Biotechnology. 2014; 13:16-26

Sobre el autor

< Volver

 

Comentarios (0)

No hay comentarios.

Escribe tu comentario

Acepto la política de privacidad de Antares HealthLines y cedo mis datos personales para recibir más información

 

Copyright © 2016 Antares Consulting.